Un hospital para Roquetas

Antonio Lao | 11 de diciembre de 2017 a las 12:46

Los presupuestos de 2018 del Ayuntamiento de Roquetas recogen una partida de 10 millones de euros para construir un hospital en la localidad. Un centro, más que necesario, que lleva en la agenda del alcalde más de una década. Es ahora, con las cuentas del consistorio saneadas, cuando Gabriel Amat se ha decidido a dar el paso y consignar una importante inversión para poner en marcha las obras.
Aunque toda la oposición está de acuerdo en la necesidad, los matices les han llevado a votar en contra en el Pleno de presupuestos. Tanto socialistas como Ciudadanos ven un tufo electoralista en la decisión del equipo de gobierno, cuando queda un año y medio para las elecciones municipales. Consideran que es una baza de cara a los vecinos, difícil de contrarrestar. Y no les falta razón. Sin embargo, quien ejerce el gobierno es quien decide cuáles son las prioridades, en este caso municipales, y los actuales dirigentes consideran que ha llegado el momento de avanzar en el hospital, una infraestructura compartida por todos.
Hasta ahora es la Junta de Andalucía quien ejecuta proyectos de este tipo, aunque seguro que no va a desdeñar la oferta que le hará el Ayuntamiento roquetero. No lo ha hecho con la variante de la localidad, en la que el consistorio ha pagado parte de la obra y como tampoco lo hizo en muchos pueblos y ciudades de Andalucía, cuando los ayuntamientos se ofrecieron a ceder suelo y a construir colegios allí donde se necesitaban. Y esta batalla la oposición de Roquetas la tiene perdida. Y tan es así que en el turno de palabra, el portavoz socialista apoyó el hospital, aunque pensaba que no es el Ayuntamiento quien debe pagarlo. Manolo García se la puso al alcalde como a Felipe II: “en unos días voy a Sevilla a reunirme con la consejera de Salud, por lo que es un buen momento para que te vengas conmigo de invitado. Ya sabes que no voy de tapado nunca”. A partir de aquí no hubo más debate. Casi todo estaba dicho. El Pleno aprobó las cuentas de 2018, con una partida de 10 millones para el hospital de Roquetas. Necesario por el número de habitantes; importante por el turismo que cada año llega y vital por el prestigio que añade a una ciudad en crecimiento.
Ahora la pelota queda en el tejado de la administración autonómica, que no tendrá más remedio que aceptar el envite, esperar la construcción, dotarlo de medios y asumirlo como propio, con lo que todos, sin excepción quedarán, quedaremos, contentos. Y es que en un asunto tan vital como este, con lo que supone, no ya en mejora de la calidad asistencial para el pueblo, sino en puestos de trabajo directos e indirectos, aquellos que opten por poner chinas en el camino se verán perjudicados. Lo básico no es quien lo construya, sino que sea una realidad. Ya saben: gato blanco, gato negro, lo importante es que cace ratones.


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber