Mil sitios tan bonitos como Cádiz » Archivo » ¡Qué alegría, mamma mía!

¡Qué alegría, mamma mía!

Ulyfox | 3 de mayo de 2010 a las 0:10

Hora, la vieja capital de Alónissos

Hora, la vieja capital de Alónissos

Nuestro amor por Grecia es enorme y único. Los que nos conocen lo saben. El solo sonido de su nombre, la rotundidad de una palabra en lengua griega, cualquier foto publicitaria en azul y blanco nos emociona. Para Penélope es aún más intenso, y es frecuente que ante reportajes, películas o canciones con acento griego aparezca un brillo en sus ojos o la piel se le erice. Así son las pasiones. Nadie más que nosotros sabe las sensaciones que guardamos de nuestras numerosas visitas a la Hélade. De la misma forma, hemos comprado libros, hojeado revistas o acudido a ver cine por el simple motivo de que su temática tenía que ver con aquel país, lejano y tan nuestro. Por eso, fuimos a ver Mamma mía! en la pantalla, porque queríamos revivir aquellos paisajes de las Espóradas. La película no vale nada, pero la música de Abba es grande, y el escenario es grandioso, abierto, preparador para el combate contra el desánimo traidor.

Por todo eso también fuimos el sábado pasado al Teatro Falla, al musical. Lo mismo: la trama es inexistente y sólo existe Abba. Pero en esta ocasión, disfruté por algo más: por la alegría del público, de todas las edades. Fue estupendo comprobar la felicidad momentánea que puede dar la música, el placer que proporcionó a niños, jóvenes y mayores, reunidos allí sin ningún molesto espíritu crítico. Habían ido para acompañar las canciones, reír con los chistes fáciles y convencerse unos a otros, actores a público y viceversa, de que la vida puede ser estupenda a ratos. Thank you for the music cantaban los de Abba. Pues eso: no hace falta traducirlo para sentir el mismo, sencillo, inocente agradecimiento.

¡Ahí viene el ferry a Skópelos, corre!

¡Ahí viene el ferry a Skópelos, corre!

P.S. En el anterior post se me pasó dar algunas indicaciones por si alguien quiere visitar los escenarios de la película Mamma Mía! Ahí van: Primero hay que volar a Atenas. Iberia tiene vuelos directos diarios desde Madrid y Barcelona, pero suele ser más conveniente la opción de Aegean Air. También está la posibilidad de Vueling desde la ciudad condal. Y luego se puede ir en otro vuelo hasta Skiathos, una de las islas-escenarios. Desde allí hasta las otras, en cortos y agradables viajes en barco. Tres o cuatro días para cada una está bien. La especialidad culinaria es la exquisita tirópita (hojaldre relleno de queso, normalmente feta).

  • Manolo Guerrero

    Vengo de hacer la compra y en una marquesina había un cartel anunciando una película “The kings of Mykonos” Dos tipos que podrían ser la versión australiana de Esteso y Pajares con una isla griega al fondo… y me he acordado de tí. En fín, para mi tu eres el King de Grecia (porcierto a ver si me la arreglas un poco que mi parienta cobra en lerus y el cambio está fatá…).

    Un abrazo desde las antípodas

  • Ulyfox

    Como caiga en mis manos esa peli, seguro que la veo. El vicio es el vicio, compañero. En cuanto a arreglarla, estoy convencido de que los griegos saldrán de esta. Llevan miles de años haciéndolo. Lo del euro, ya es otro cantar.