Archivos para el tag ‘extraordinaria’

La esencia del Cerro

José Antonio Martín Pereira | 16 de septiembre de 2018 a las 10:45

Mi encuentro con el barrio del Cerro del Águila sucedió hace más de un lustro. Cursaba estudios de postgrado en la Universidad de Sevilla, y la casualidad me llevó a imbuirme en sus entrañas durante un buen puñado de días. Fueron varios meses de idas y venidas, entre sus calles, conviviendo con sus vecinos, con la realidad de sus comercios y asociaciones, y como no, apoyado en la sabiduría de Don Luis Montoto, erudito y persona de bien cuyos archivos personales contienen cada una de las etapas que han configurado la personalidad del barrio tal y como hoy la conocemos.

Ayer, y a pesar de que las inclemencias meteorológicas nos privaran de la procesión de la Virgen, comprendí todo lo que tiempo atrás investigué. Los recortes tintados en blanco y negro, las anécdotas e historias de su gente, el respeto y la comunión entre ellos, e incluso la que fuera conclusión de aquel Trabajo Fin de Máster, fueron fielmente descritas y representadas en el jubiloso ambiente que recorría las calles de este enclave otrora extrarradio de la ciudad. La lluvia se coló como invitada, pero ni así con su presencia logró desbancar la infranqueable vinculación de ese trocito de la ciudad con su Madre de los Dolores. Ahí descansa la esencia del Cerro.

Dolores_Cerro

Rizar el rizo

José Antonio Martín Pereira | 20 de julio de 2014 a las 12:04

Ni los calores propios de la estación presente delimitan los desvaríos propios de cierto sector de las cofradías sevillanas. De este modo, el pasado martes pudimos conocer que la Virgen del Rosario de la hermandad de Montesión visitará la capilla de la Estrella en su anual rosario de la aurora, que tendrá lugar el próximo 1 de noviembre de 2014, toda vez dicho acuerdo emitido por la junta de gobierno de la corporación de la calle Feria fuese acogido positivamente (como se preveía) por la hermandad de la Estrella.

Nada nuevo bajo el sol. Mucho se ha hablado en los últimos años sobre la proliferación de las salidas extraordinarias en las cofradías, y de los excesos en ciertos de los denominados actos de culto externo tradicionales cuyos orígenes, en alguno de los casos, se cuentan con los dedos de una palma. Hasta la autoridad eclesiástica ha intervenido en determinadas ocasiones, sin embargo la falta de equidad en sus decisiones no ha hecho más que avivar un debate de posturas cada vez más alejadas.

En realidad pudiera decirse que lo que se ha producido es una desorbitada alteración de fundamentos. Si bien en los primeros siglos de vida de las cofradías las salidas extemporáneas se debían a hambrunas, epidemias, riadas o sequías, en la actualidad se busca justificación en la veintena de años de la hechura de una imagen o en el buen estado de relaciones entre corporaciones, circunstancias aplicadas sin pudor a cualquier tipo de actos de culto externo.

En este sentido, cabe recordar que la exposición pública de la fe por parte de las cofradías sevillanas siempre ha sido entendida como una forma de demostrar que éstas mantienen su vitalidad no obstante, qué sentido tiene que la Virgen del Rosario cruce el puente para visitar Triana. Es de suponer que la percepción de aquellos que lo buscan o lo ven no andará muy lejos de lo que defendían algunos allá por el mes de mayo, donde la Macarena en salida extraordinaria acumulaba retrasos de cuatro horas haciendo visitas a templos donde los titulares se montaban en pasos para recibirla. Rizar el rizo es la moda que impera en estos tiempos en los que no se apuran bien los motivos y se da pie a los excesos. Luego nos quejamos…

DSC_0183

Aviso serio

José Antonio Martín Pereira | 14 de mayo de 2013 a las 11:46

El sábado se acusó el primer aviso serio. Las lecturas no engañan, va siendo hora de afrontar la realidad, y no de seguir esquivándola como hasta ahora cada una de las partes se ha empeñado en mantener. No en vano, Sevilla siempre fue baluarte de la fe, a pesar de que es ahora, curiosamente bajo la órbita de un año litúrgico de tan memorable significación espiritual como es el presente, cuando más se está haciendo patente un distanciamiento que amenaza con derribar parte de la estructura sobre la que cimientan pilares cada vez más desarraigados.

Ni siquiera la Virgen de los Reyes, Patrona de Sevilla y toda su Archidiócesis, fue capaz de aunar aristas. Fueron dos horas y media de procesión, dos horas con la Patrona en la calle en rosario de la aurora, ante la incredulidad de propios y extraños por la profunda escasez de público (que no le confundan ciertas tomas fotográficas). A la vista de cualquier quince de agosto, quién lo diría. Numerosas cuestiones acechan, bajo las sombras de un Año, enmarcado de la Fe, que más que armonizar, en Sevilla está poniendo de manifiesto desencuentros infranqueables. Mirar a otro lado, solo puede llevarnos a empeorar las relaciones futuras.

Foto: Juan Carlos Muñoz

¿Lo merecen 500 años?

José Antonio Martín Pereira | 19 de septiembre de 2011 a las 17:43

Lo que sí parece, antes de hacer alusión al apartado en cuestión, es que el nuevo curso cofrade ha arrancado rebosante de incertidumbres, buena prueba de la complejidad anclada al particular firmamento sobre el que transitan las cofradías de Sevilla. De este modo a diario pruebas palpables, fundamentalmente en lo relativo al procedimiento de elaboración y aprobación de los nuevos Estatutos del Consejo, cuyo anteproyecto reposa actualmente en manos de la Junta Superior, a la espera de ser entregado a las hermandades, envuelto en una controversia que se prevé agite la actualidad durante meses.

Introducidos brevemente, llama poderosamente la atención otro tema, el que tiene que ver con el empeño que desde San Vicente, con la Hermandad de las Siete Palabras como protagonista, siguen mostrando por sacar su paso de Misterio el próximo mes de octubre, y así conmemorar la efeméride de los cinco siglos que cumple la Corporación del Miércoles Santo. Eso al menos es lo que reafirmaba días atrás su hermano mayor, Antonio Sánchez Padilla, utilizando el argumento de la voluntad de los hermanos.

Al hilo de ello, en la memoria aquellas declaraciones del Delegado Episcopal, Teodoro León, allá por el mes de febrero, en las que aseguraba que uno de sus objetivos en el cargo era el de regular los motivos y las razones por las que las hermandades puedan efectuar salidas extraordinarias. Claro que, casualidad o no, ha resultado ser una Hermandad modesta (entiéndase el término) la perjudicada por los excesos. Después de haber conocido Coronaciones sin devoción o celebraciones de escuetos aniversarios, algunos muy recientes, en la Hermandad de las Siete Palabras probablemente difieran de la puesta en marcha de dicha «sugerencia», refrendada además en las sucesivas negativas con las que Manuel Soria, Delegado Diocesano de hermandades, ha recibido los propósitos descritos.

Se da la circunstancia, apelando al estricto sentido, de la extrañeza que significaría que una conmemoración sacramental fuera presidida por la imagen de un crucificado, máxime cuando además la actual Hermandad de las Siete Palabras no cumple 500 años, más bien 45, ya que la última fusión, con la Sacramental de San Vicente, se produjo en 1966, integrando de este modo las seis corporaciones diferentes que identifican la historia de la citada Corporación. Lo justo sería afirmar que en 2011 se cumplen cinco siglos del primitivo origen de la misma, de ahí que el argumento de poner en la calle el paso de Misterio apenas se sostenga con solvencia.

Dicho lo anterior, cuesta igualmente comprender la postura de la Mitra a este respecto, teniendo en cuenta los numerosos esfuerzos, precisamente con la figura de Manuel Soria a la cabeza (¿por qué será?), enfocados para que la Virgen de Regla representara a Sevilla en el Vía Crucis de la Jornada Mundial de la Juventud, celebrada como recordarán en Madrid hace escasamente un mes. Asimismo, la contradicción de consentir la Coronación de la Virgen de los Dolores, de la localidad vecina de Camas, en la Catedral de Sevilla, dentro de aproximadamente dos años. ¿Distinta vara de medir? Ya veremos que ocurre cuando La Macarena y Los Gitanos cumplan sendos aniversarios de Coronaciones, hechos que tendrán lugar curiosamente también en 2013.