Final de racha

Nacho Sánchez | 16 de abril de 2009 a las 0:03

Lástima. Una lástima. Pero ha tenido que ser el Barça el que corte esta racha de victorias consecutivas a Ademar, Cuenca, Logroño y Granollers. Aunque el equipo de Ortega ha estado apunto de dar la campanada y dejar en bandeja la liga al Ciudad Real. Pero al final del partido se ha visto por qué un equipo es pequeño y, el otro, grande.

Lo ha hecho casi todo bien el Antequera: defensa espectacular que ahogaba a los de Xavi Pascual y un espectacular Jorge Martínez que ha hundido moralmente a Iker Romero, Noddesbo, Nagy y compañía con un espectacular porcentaje de paradas. El que lo haya visto lo sabe: inmenso el portero asturiano, que después del partido tenía un mosqueo impresionante: “no se puede perder”, decía una y otra vez.

Pero al final, cuando de repente todo se puso más o menos de cara: un gol abajo, tres minutos de partido y el Barça con dos exclusiones, los jugadores lo han hecho mal. No han sabido atacar esa defensa y se han despistado en defensa regalando balones. Y, al final, 26-28, otra vez será…

Los comentarios están cerrados.