Pressing Cash » Archivo » En camino hacia el Eurofondo

En camino hacia el Eurofondo

Carmen Pérez | 24 de noviembre de 2015 a las 17:57

Hoy la Comisión Europea ha propuesto un plan para reforzar la protección de los depositantes, -la creación de un Fondo de Garantía de Depósitos europeo-,  así como nuevas medidas para reducir los riesgos en el sector bancario. Ambas actuaciones están relacionadas; de hecho, el plazo para el establecimiento del Fondo europeo es lo suficientemente amplio para asegurar que las otras medidas se han ido tomando. Así, Alemania y otros países escépticos se asegurarán de que la reducción del riesgo va de la mano con la distribución del riesgo.

Es lo que toca hacer. Después de poner en marcha un supervisor único (MUS) y una única autoridad de resolución (MUR), el siguiente paso lógico es establecer este Fondo, obligatorio para los bancos del eurosistema y abierto a aquellos otros países europeos que quieran añadirse a la Unión Bancaria.

Estará compuesto por los sistemas nacionales de garantía de depósitos nacionales y los depositantes seguirán disfrutando del mismo nivel de protección (100 000 €). Se irá constituyendo gradualmente, sin un mayor coste para el sector bancario, ya que las aportaciones al fondo común se deducirán de las que realizan a sus fondos nacionales, teniendo que aportar más los bancos con mayores riesgos.

Con la comunicación de hoy se establece la hoja de ruta, estableciendo tres etapas:

  • Reaseguro de los sistemas de garantía de depósitos nacionales, que durará tres años, hasta 2020. Se podrá acceder al fondo común sólo cuando se hayan agotado primero todos los recursos nacionales; además, el fondo común sólo actuará hasta cierto nivel.
  • Esquema de co-seguro, en el que la contribución al fondo común se incrementará progresivamente y se convertirá paralelamente en un sistema de mutualización, aún sujeto a límites.  Ya no sería obligado a agotar los fondos nacionales antes de acceder al fondo común, y, por tanto,  significa un mayor grado de distribución de riesgos entre los regímenes nacionales. El porcentaje aportado se iniciará en un nivel relativamente bajo (20%) y se incrementará en un período de cuatro años.
  • Seguro a todo riesgo, previsto para 2024, por el que el Fondo europeo asume el 100% de la cobertura.

Pero, como decíamos, los países más reacios a mutualizar riesgos, exigen que se tomen una serie de medidas para reducir los riesgos bancarios, y que se rompan completamente los vínculos entre los bancos y sus Estados de origen. Entre ellas se señalan:

  • Homogeneizar totalmente las normas en cuanto a la supervisión bancaria y regulación de los fondos de garantía, eliminando las particularidades estatales.
  • Limitar el apalancamiento bancario, mejorar la comparabilidad de los activos ponderados por riesgo e incrementar la capacidad de absorción de pérdidas de los bancos en caso de quiebra.
  • Armonizar en lo posible las leyes de insolvencia en los países del euro.
  • Modificar el tratamiento prudencial en cuanto a la exposición al riesgo soberano.

http://ec.europa.eu/finance/general-policy/banking-union/european-deposit-insurance-scheme/index_en.htm#151124

 


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

La autora, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber