Estofado de ternera, zanahoria y champiñones

Laura Vichera | 25 de diciembre de 2013 a las 8:13

  • un kilo de ternera para guiso: morcillo, jarrete
  • 100 grs de panceta ahumada
  • 3 zanahorias gruesas
  • 250 grs de champiñones pequeñitos
  • 2 cebolletas
  • 2 dientes de ajo
  • unas ramitas de tomillo
  • 2 hojas de laurel
  • 2 vasos de vino tinto con cuerpo
  • una cucharada de harina
  • unos granos de pimienta negra
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

 

Es mejor preparar este guiso la víspera. Retirar el sobrante de grasa y cortamos la carne en dados hermosos. En el mortero, machacar los dientes de ajo con unos granos de pimienta y algo de tomillo desmenuzado.

A continuación, en una cazuela grande calentamos un chorrito de aceite de oliva. Pasar la carne por harina y la freímos a fuego vivo unos minutos, de modo que quede sellada y cruda por dentro. Sacamos a un plato y reservamos.

Luego, en ese aceite, pochamos, a fuego suave, las cebolletas en tiras finas y las zanahorias en rodajas.  Cuando comiencen a estar blanditas, incorporar la carne, mezclamos todo bien y añadir el vino tinto.

También añadimos las hojas de laurel, unas ramitas de tomillo y el majado. Agregar agua templada hasta cubrir, sacudir la cazuela, tapamos y cocer a fuego muy suave durante dos horas y media aproximadamente.

De vez en cuando, vamos moviendo y comprobando por si fuera necesario agregar algo más de agua.

Aparte, saltear la panceta cortada en tiras o en taquitos, cuando esté tostadita, volcar sobre papel absorbente y retirar casi toda la grasa de la sartén.  Saltear los champiñones enteros y reservamos.

Cuando falten cinco minutos para que el estofado esté a punto, se incorporan a la cazuela, sacudimos ligeramente y dejamos reposar tapado.

Los comentarios están cerrados.