Archivos para el tag ‘anchoas’

Empanada de calabaza y anchoas

Laura Vichera | 17 de diciembre de 2016 a las 8:13

  • 2 láminas de masa quebrada
  • 300 grs de calabaza Butternut
  • ralladura de piel de naranja
  • una bola de queso Mozzarella fresco
  • 8 anchoas en conserva
  • un vaso de leche evaporada
  • 2 yemas
  • 2 cucharadas de nata ligera
  • 3 cucharadas de harina
  • una cucharada de mantequilla
  • una pizca de clavo, pimienta negra y nuez moscada molidas
  • un huevo y una cucharada de leche para pintar
  • algo de mantequilla para el molde

 

Sobre un molde desmontable, previamente engrasado, estiramos una de las láminas de masa procurando que los bordes sobresalgan. Presionar las paredes y pinchar el fondo. Dejamos en el frigorífico.

Una vez limpia la calabaza, la cortamos en daditos que asamos en el horno a 170 grados durante veinte minutos. Pasado este tiempo, machacamos ligeramente. Dejar en un escurridor para que suelte todo el agua posible.

Mientras, en una sartén, fundimos la mantequilla y espolvorear la harina. Tostamos bien y añadir poco a poco la leche, la ralladura de piel de naranja, la pimienta, la nuez moscada y el clavo. Vamos moviendo, a fuego suave y en momento en que comience a espesar, apartamos.

Fuera del fuego, dejamos templar e incorporar las yemas y la nata. Cuando todo esté bien trabado, agregar las anchoas bien escurridas y picadas, la Mozzarella en daditos y la calabaza. Precalentar el horno a 180 grados.

Sobre el molde repartimos el relleno, procurando que quede bien extendido. Cubrir con la otra lámina de masa quebrada y la recortamos para que quede más pequeña.

Por último, pegar los bordes de la masa inferior sobre ella y los pegamos con el huevo batido con la cucharada de leche. Pinchar la superficie y pintamos. Hornear durante cuarenta minutos, aproximadamente. Servir templada.

Espirales de atún y aceitunas verdes

Laura Vichera | 13 de junio de 2015 a las 8:13

  • 2 láminas de pasta de hojaldre
  • 2 latas de atún medianas: una al natural y la otra con tomate
  • 4 filetes de anchoa en conserva
  • un puñado de aceitunas verdes sin hueso
  • unas hojas de culantro
  • unas semillas de sésamo negro
  • una pizca de harina para trabajar la masa
  • un huevo para pintar
  • pimienta negra molida

Sobre la encimera, ligeramente enharinada, estiramos las dos láminas de masa con ayuda del rodillo, dejándolo con un espesor de unos cinco milímetros aproximadamente.

Luego, reservar la yema aparte y batir ligeramente la clara y pintar con ella el hojaldre. En un cuenco desmenuzamos el atún con tomate, escurrimos la otra lata y la mezclamos también.

A continuación, agregar las anchoas escurridas, muy picadas, las hojas de culantro picadas también y pimienta negra recién molida. Cortar las aceitunas en rodajas finas y se incorporan a la mezcla.

Sobre la masa repartimos el relleno, procurando que quede bien extendido, sin llegar a los bordes para que no se salga. Con cuidado, vamos enrollando la masa y envolver los dos rollos en film transparente. Dejamos en el frigorífico durante un par de horas.

Pasado este tiempo, precalentar el horno a 190 grados. Sacar los rollos de hojaldre y los cortamos en rodajas, todas más o menos del mismo grosor. Se van colocando sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado, bien separadas unas de otras y se aplastan ligeramente con la mano.

Por último, las pintamos con la yema y espolvoreamos con unas semillas de sésamo negro. Hornear durante quince minutos, vigilando para que no se quemen.  Servir templadas y acompañar con una ensalada.

 

Pastel de berenjenas a la siciliana

Laura Vichera | 6 de diciembre de 2014 a las 8:13

  • 2 berenjenas grandes
  • 3 dientes de ajo
  • 8 filetes de anchoas en aceite
  • una cucharada de alcaparras
  • 2 cucharadas de aceitunas negras sin hueso
  • 4 huevos hermosos
  • un vasito de nata ligera
  • queso Parmesano rallado
  • una taza de salsa de tomate casera
  • una pizca de orégano
  • sal y pimienta negra molida
  • mantequilla y pan rallado para el molde
  • aceite de oliva

 

Una vez peladas y despuntadas, pelar las berenjenas y se cortan en daditos que dejamos en un escurridor, espolvoreadas con sal. Engrasar un molde alargado con algo de mantequilla y espolvorear con pan rallado, procurado que quede bien cubierto. Dejamos en el frigorífico. Precalentamos el horno a 190 grados.

En un cuenco batimos los cuatro huevos con la nata, dos cucharadas de salsa de tomate y dos o tres cucharadas de Parmesano rallado. Agregar algo de orégano, sal y pimienta negra molida. Reservamos.

Luego, en una sartén grande, calentamos un chorrito de aceite de oliva y rehogamos los dientes de ajo muy picados, sin que se doren. Enjuagar y escurrir muy bien las berenjenas y las incorporamos a la sartén.

Cuando vayan tomando color, agregar algo más de orégano y dejamos que se vayan rehogando.  Debemos procurar que queden hechas pero que no se ablanden en exceso.

Ya sofritas, las volcamos en un cuenco y cuando se enfríen un poquito, incorporamos las aceitunas negras cortadas en aros, las anchoas bien escurridas y troceadas y las alcaparras muy bien escurridas también.

Por último, incorporar la mezcla de huevos y trabajar bien. Volcar en el molde y colocar sobre otra fuente llena de agua. Cocer al baño María durante una hora.  Servir frío o templado y acompañar con el resto de salsa de tomate.

Canelones de verduras con anchoas

Laura Vichera | 22 de julio de 2014 a las 8:13

  • 12 placas de pasta para canelones
  • 8 filetes de anchoa en aceite de oliva
  • 100 grs de requesón
  • ½  pimiento rojo
  • un calabacín mediano
  • una zanahoria
  • la parte blanca de un puerro grande
  • 2 dientes de ajo
  • un puñado de hojas de albahaca fresca
  • queso Parmesano rallado
  • una taza de bechamel clarita
  • unas semillas de hinojo
  • sal y pimienta negra molida
  • mantequilla para engrasar
  • aceite de oliva

Antes de empezar, cocer las láminas de pasta y se dejan escurrir sobre un paño limpio. Dejamos el requesón en un escurridor para que suelte todo el agua.

En una sartén, con un chorrito de aceite de oliva, rehogamos el puerro y el pimiento rojo picados muy menudo. Minutos después, incorporar los dientes de ajo laminados, las semillas de hinojo, el calabacín y la zanahoria cortados en daditos pequeños. Rehogar a fuego suave hasta que estén blanditos.

Cuando el sofrito de verduras esté hecho, volcar en un cuenco, bien escurrido y dejamos enfriar. Mezclamos luego con un buen puñado de hojas de albahaca picadas en trozos grandes y el requesón desmenuzado. Añadir también las anchoas escurridas y cortadas en dos. Precalentamos el horno a 200 grados.

Sobre cada una de las láminas de pasta colocamos unas cucharadas de relleno, enrollamos con cuidado y se van poniendo en una bandeja engrasada con algo de mantequilla, procurando dejar el cierre hacia abajo.

Por último, napar con la bechamel y espolvorear generosamente con Parmesano rallado. Repartir por encima unas bolitas de mantequilla y hornear unos veinte minutos, procurando que la superficie quede bien dorada antes de sacar del horno. Servir recién hechos.

 

 

Ensalada de alubias con salsa pesto

Laura Vichera | 27 de junio de 2014 a las 8:13

  • 300 grs de alubias blancas pequeñitas
  • 2 bulbos de hinojo tiernos
  • 2 remolachas cocidas
  • 8 filetes de anchoa en aceite
  • una cebolleta
  • un diente de ajo
  • una hoja de laurel
  • unos granos de pimienta negra

SALSA PESTO

 

  •  un manojo de albahaca fresca
  • 2 dientes de ajo
  • 3 cucharadas de piñones
  • 2 cucharadas de queso Parmesano rallado
  • ½ vaso de aceite de oliva
  • sal y pimienta negra molida

 

Para el pesto, triturar en el vaso de la batidora o en el mortero todos los ingredientes. Trabajar bien hasta que tengamos una pasta, añadir el queso Parmesano y ligar bien, agregando el aceite de oliva poco a poco, sin dejar de remover.

Una vez remojadas las alubias, se pasan a una olla con la cebolleta, el diente de ajo pelado y entero y la hoja de laurel. Agregar sal, unos granos de pimienta y un hilo de aceite de oliva.

A continuación, cubrir con agua fría, arrimar al fuego y cuando comience a hervir, cortar el hervor un par de veces con un vasito de agua. Dejamos al fuego hasta que la legumbre esté “al dente”. Volcar en un escurridor y dejamos enfriar.

Luego, limpiar los bulbos de hinojo y los picamos en tiras finas que pasamos a una ensaladera con una pizca de sal y de aceite de oliva para que se ablanden. Incorporar las remolachas cortadas en rodajas.

Por último, escurrir las anchoas y se cortan en trozos grandes. Las mezclamos con el resto de ingredientes, añadir también las alubias y una pizca de sal. Aderezar con unas cucharadas de salsa pesto, mezclar bien y dejamos reposar a temperatura ambiente durante media hora antes de servir.

 

Ensalada de patatas, alcachofas y anchoas

Laura Vichera | 16 de diciembre de 2013 a las 8:13

  • 8 alcachofas medianas
  • una docena de patatas de guarnición
  • 8 filetes de anchoa en aceite de oliva
  • 2 dientes de ajo
  • un limón
  • una docena de aceitunas moradas
  • unas ramitas de perejil fresco
  • unas hebras de azafrán
  • unos granos de pimienta negra
  • sal y aceite de oliva

 

Con un cuchillo bien afilado, limpiar las alcachofas, retirar las hojas exteriores y cortar las puntas. Se abren por la mitad, con ayuda de una cucharilla, quitamos la pelusa del interior y las dejamos en un cuenco con agua fría y un chorrito de zumo de limón.

Para el aderezo, machacar los granos de pimienta con los dos dientes de ajo, las hebras de azafrán y la ralladura de piel de limón. Añadir una pizca de sal y un chorrito de aceite de oliva.

A continuación, enjuagar las patatas y sin pelar, las frotamos con un cepillo. Las cocemos al vapor hasta que estén hechas y se dejan enfriar. Cuando estén templadas, las pelamos y se cortan en dos, a lo largo.

En una sartén, con unas gotas de aceite de oliva, sofreímos los ajos en láminas y saltear las alcachofas, a fuego vivo. Cuando vayan tomando color y estén “al dente”,  incorporar las patatas y dejamos que se doren.

Luego, volcar en una ensaladera y dejamos enfriar. Incorporar las aceitunas sin hueso y cortadas en tiras y las anchoas escurridas y troceadas. Agregar unas hojas de perejil picado y agregar parte del aderezo que tenemos preparado. Mezclar despacio, tapar con film y dejamos reposar a temperatura ambiente.

Justo antes de sacar a la mesa, aliñar con el resto de la vinagreta y rectificar de sal.

Gratinado de verduras y queso Feta

Laura Vichera | 23 de septiembre de 2013 a las 8:13

  • 4 patatas medianas
  • 4 tomates maduros grandes
  • 2 berenjenas
  • 2 latas de anchoas en aceite de oliva
  • 3 chalotas
  • unas hojas de apio
  • 2 dientes de ajo
  • queso Feta
  • un vaso de caldo de verduras
  • unas hojas de albahaca
  • sal y pimienta negra molida
  • unos granos de pimienta negra
  • aceite de oliva

 

En una sartén con una pizca de aceite de oliva rehogamos, a fuego muy suave, las chalotas y las ramitas de apio muy picadas. Cuando estén blanditas, se reservan.

Luego, pelar las patatas y se cortan en rodajas de grosor mediano que cocemos al vapor. Despuntar las berenjenas, se cortan igual y las dejamos en un escurridor, espolvoreadas con sal gorda. Cortar los tomates del mismo modo. Precalentamos el horno a 190 grados.

A continuación, en el mortero, machacamos unos granos de pimienta con los dientes de ajo y un puñado de hojas de albahaca picada. Desleír con una pizca de aceite de oliva y reservar. Escurrimos las anchoas y se pican menudas.

Calentar la plancha y asamos las rodajas de berenjena, patata y tomate, a fuego fuerte, para que se doren por fuera. Engrasar con unas gotas de aceite de oliva una fuente grande y vamos alternando las verduras, pintándolas con el majado de albahaca.

Entre las verduras, vamos repartiendo el sofrito de chalotas mezclado con las anchoas. Mojar con algo de caldo templado, procurando que todo quede bien empapado.

Por último, desmenuzamos el queso Feta desmenuzado y agregar algo más de pimienta negra recién molida. Horneamos durante un cuarto de hora y unos minutos antes de apartar, encendemos el grill y doramos. Servir templado.

Albóndigas de choco y anchoas

Laura Vichera | 9 de noviembre de 2012 a las 8:13

  • 3 o 4 chocos grandes
  • un puñado de aceitunas negras sin hueso
  • unas alcaparras pequeñas
  • 4 filetes de anchoa
  • 2 yemas de huevo
  • 1 bola de miga de pan mojada en leche
  • 3 cebolletas
  • 2 dientes de ajo
  • 3 tomates maduros
  • 1 vasito de brandy
  • harina para rebozar
  • una pizca de orégano
  • sal y pimienta negra recién molida
  • aceite de oliva

 

Cuando hayamos limpiado los chocos, se enjuagan bien y los dejamos escurrir. Luego se pican muy finos a cuchillo y, si fuera necesario, los pasamos por la picadora o se trituran con el robot de cocina.

Luego, se vuelcan en un bol y agregamos las alcaparras y las aceitunas muy picadas, la miga de pan escurrida, las anchoas, bien escurridas también y picadas lo más finas posible.

Una vez trabados estos ingredientes, incorporar un pellizco de orégano, las yemas batidas y si fuera necesario, algo de pan rallado. Amasar todo junto, tapar con film y dejamos reposar en el frigorífico para que el conjunto quede más compacto.

Para la salsa, picamos muy menudas las cebolletas y se ponen a rehogar en una cazuela con un par de cucharadas de aceite de oliva. Agregar luego los tomates rallados y los dientes de ajo picados y dejamos que se vaya haciendo el sofrito.

Con la masa, vamos formando albóndigas no muy grandes, que pasamos por harina y se fríen en una sartén, a fuego vivo para sellarlas. Se van sacando bien escurridas, se dejan sobre papel absorbente y las vamos pasando a la cazuela. Mojar con el brandy, agregar caldo hasta cubrir, agregar sal y pimienta molida al gusto, sacudir la cazuela, tapar y dejamos a fuego medio una media hora.

Se pueden servir acompañadas de pasta o arroz hervido o unas patatas fritas en dados.

 

 

 

Etiquetas: , ,

Hojaldres de calabacín y anchoas

Laura Vichera | 6 de octubre de 2012 a las 8:13

  • 2 láminas de masa de hojaldre precocinado
  • una docena de anchoas en aceite de oliva
  • 1 kilo de calabacines pequeños y tiernos, mejor de los blancos
  • unas ramitas de hierbabuena
  • 3 huevos
  • unas cucharadas de salsa de tomate casera
  • 1 cucharadita de semillas de hinojo
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

 

Una vez lavados los calabacines, los despuntamos y, sin pelar, los cortamos en dados medianos o, mejor aún, en rodajas finas. Precalentar el horno a 200 grados.

Luego, calentamos unas cucharadas de aceite de oliva en una sartén amplia y salteamos el calabacín, a fuego vivo, de modo que quede doradito, sin ablandarse demasiado. Salpimentamos, los apartamos del fuego y, con una espumadera, los sacamos y escurrimos sobre papel absorbente.

En un bol grande batimos dos de los huevos como para tortilla. Incorporamos la hierbabuena muy picada, agregamos la salsa de tomate y las semillas de hinojo, batiendo para mezclar bien todos los ingredientes. Probamos y rectificamos de sal o pimienta si fuera necesario.

A continuación, cortamos las láminas de hojaldre en rectángulos medianos y sobre cada uno de ellos, colocamos unas cucharadas de calabacines y unos trozos de anchoa bien escurridos. Cerrar, humedeciendo los bordes y presionar con un tenedor para que no se abran.

Se van colocando los hojaldres sobre la bandeja forrada con papel absorbente, pintar con el otro huevo batido y pinchar para que pueda salir el vapor. Horneamos durante media hora aproximadamente. La masa debe quedar crujiente y dorada.

Servir templados y acompañar con una ensalada.

Calamares rellenos de anchoas y aceitunas

Laura Vichera | 20 de julio de 2012 a las 8:13

  • una docena de calamares medianos
  • una lata pequeña de anchoas en aceite
  • un puñado de aceitunas verdes sin hueso
  • miga de pan mojada en leche
  • un huevo
  • 2 cebolletas
  • una zanahoria
  • 2 dientes de ajo
  • una pizca de orégano
  • ralladura y zumo de limón
  • unos granos de pimienta negra
  • un vaso de vino blanco seco
  • caldo de verduras o de pescado
  • unas hebras de azafrán
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

 

Cuando limpiemos los calamares, les damos la vuelta, se enjuagan bien y dejamos en un escurridor. Picar  menudos las aletas y los tentáculos y los pasamos a un cuenco.

Luego, incorporar la miga de pan escurrida y desmenuzada, las anchoas muy picadas, el orégano y el huevo batido. En el mortero machacamos los granos de pimienta con los dientes de ajo, ralladura de piel de limón y las hebras de azafrán y los añadimos al cuenco.

A continuación, incorporar las aceitunas muy picadas y trabajar todo junto con un tenedor hasta que tengamos una masa más o menos compacta y, con ayuda de una cuchara, vamos rellenando los calamares. Se pueden cerrar con un palillo de dientes o los dejamos tal cual, al estar del revés se cerrarán solos con el calor.

En una cazuela amplia, calentamos un hilo de aceite de oliva y rehogar las cebolletas y las zanahorias muy picadas. Pochar a fuego suave y cuando estén blanditas, agregar el vino blanco y dejamos evaporar el alcohol.

Luego, triturar la salsa, poner los calamares dentro y agregar zumo de limón y caldo hasta cubrir. Sacudir la cazuela, tapar y cocer a fuego muy suave durante media hora. Acompañar con arroz blanco.

 

 

 

 

Etiquetas: ,