Archivos para el tag ‘hojaldre’

Empanada marinera

Laura Vichera | 3 de septiembre de 2016 a las 8:13

  • 2 láminas de masa de hojaldre
  • 300 grs de gambas medianas peladas
  • 300 grs de anillas de calamar
  • 300 grs de pescado blanco limpio
  • 100 grs de fideos chinos de soja o de arroz
  • un puñado de aceitunas verdes sin hueso
  • un huevo
  • una cebolleta
  • un diente de ajo
  • unas hojas de culantro fresco
  • una pizca de harissa (salsa picante marroquí)
  • ralladura y zumo de limón
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

 

Sobre un molde ligeramente engrasado, estiramos una de las láminas de hojaldre procurando que sobresalga por los bordes. Pinchar el fondo y dejamos en el frigorífico.

Luego, enjuagar y escurrir las gambas, picar los calamares menudos y se saltean en unas gotas de aceite de oliva. Sacar a un cuenco y saltear, a continuación, el pescado cortado en daditos.

En la misma sartén calentamos una pizca más de aceite y rehogamos la cebolla y el ajo muy picados. Incorporar la harissa, las aceitunas cortadas en tiras y el resto de especias junto a las hojas de culantro picadas también. Cuando el sofrito esté hecho, mezclar con el pescado.

Aparte, cocer los fideos en agua hirviendo durante tres o cuatro minutos, escurrir bien y se incorporan al resto de ingredientes. Añadimos también ralladura y zumo de limón y rectificamos de sal y pimienta. Dejamos templar y vamos precalentando el horno a 180 grados.

Sobre el fondo de masa repartimos el relleno, procurando que quede bien extendido. Cubrir con la otra plancha de hojaldre y “cerrar” bien uniendo los bordes. Pintar con huevo batido, pinchar la superficie y hornear durante media hora aproximadamente. Servir templada y acompañar con una ensalada.

Trenza de manzana y arándanos

Laura Vichera | 5 de junio de 2016 a las 8:13

  • una lámina grande de hojaldre
  • 300 mls de leche condensada
  • 4 manzanas tipo Royal Gala o Pink Lady
  • una tacita de arándanos secos
  • zumo de medio limón
  • una cucharadita de canela en polvo
  • un huevo
  • un par de cucharadas de azúcar granulada

En primer lugar, preparamos el relleno, así damos tiempo a que repose una vez hecho. Pelar las manzanas, retirar el corazón y se cortan en daditos. Las pasamos a un cuenco y mezclamos con los arándanos y el zumo de limón.

En una sartén, volcamos las manzanas y los arándanos con la canela y la leche condensada. Arrimar a fuego suave y cocinar durante diez minutos aproximadamente, removiendo de vez en cuando.

Pasado este tiempo, apartar del fuego y dejamos enfriar. Luego, volcar nuevamente en el cuenco y dejamos en el frigorífico durante, al menos, una hora.

A continuación, sacar el hojaldre del frigorífico, lo extendemos sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado, formando un rectángulo grande. Precalentar el horno a 180 grados.

En el centro del hojaldre, a lo largo, volcamos el relleno, dejando los dos laterales libres. Luego, cortar estos dos laterales de pasta, haciendo tiras de unos seis centímetros a cada lado.

Una a una, vamos cruzando las tiras de piel, de un lado a otro, formando una trenza, sin apretar para no aplastar el relleno.

Por último, pintar con el huevo batido y repartir por encima el azúcar granulado. Hornear durante cuarenta minutos, vigilando para que no se dore en exceso.

Fuera del horno, dejamos enfriar sobre una rejilla y servir templada, acompañada de helado de vainilla o unas cucharadas de nata semimontada sin azúcar.

Hojaldre de tomate y bacalao

Laura Vichera | 16 de abril de 2016 a las 8:13

  • una lámina de hojaldre precocinado
  • 200 grs de bacalao desalado
  • 400 grs de tomate entero pelado (en conserva)
  • unas cucharada de pasta de aceitunas negras (tapenade)
  • una cebolla morada
  • un diente de ajo
  • una cucharadita de azúcar moreno
  • unas ramitas de tomillo
  • una cucharada sopera de semillas de sésamo
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva
  • unas gotas de aceite de sésamo
  • una pizca de mantequilla para el molde

 

En primer lugar, escurrir los tomates, los troceamos y se dejan sobre un escurridor para eliminar el jugo. Luego, con una pizca de mantequilla, engrasar un molde redondo, mejor si es desmontable, y lo forramos con la masa, presionando bien sobre las paredes para que no bajen al cocer. Pinchar el fondo y dejamos en el frigorífico.

A continuación, en una sartén grande, calentamos un chorrito de aceite de oliva y rehogar la cebolla picada muy fina, a fuego suave hasta que se ablande.

Cuando esté bien pochada, incorporar el diente de ajo muy picado y los tomates bien escurridos. Agregamos el tomillo desmenuzado, la cucharadita de azúcar, una pizca de sal y pimienta. Añadir un par de cucharadas de agua, mezclar bien, tapar y dejamos que se haga a fuego suave.

Luego, precalentamos el horno a 200 grados. Sobre la masa, repartimos el tomate bien escurrido y hornear durante media hora. Pasado este tiempo, cubrir con el bacalao en lascas, repartir por encima las semillas de sésamo y bolitas de pasta de aceitunas.

Por último, colocar la pasta de aceitunas bien repartida en bolitas sobre el pescado y añadir unas gotas de aceite de sésamo. Hornear diez minutos más y servir templado.

Empanadillas de carne y espinacas

Laura Vichera | 12 de febrero de 2016 a las 8:13

  • 2 láminas de hojaldre precocinado
  • medio kilo de filetes finos de cerdo y ternera
  • un puñado de hojas de espinaca baby
  • un puñado de pasas sin semillas
  • una cebolleta
  • 2 chalotas
  • un diente de ajo
  • unas ramitas de tomillo
  • unas hojas de perejil
  • un vasito de vino blanco seco
  • una yema y una cucharada de leche para pintar
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

 

La víspera, limpiamos la carne de grasa y la cortamos, a cuchillo, en trocitos lo más pequeños posible. Los pasamos a un cuenco y añadimos el tomillo desmenuzado y unas hojas de perejil picado.

A continuación incorporamos la cebolleta y el diente de ajo todo muy picado. Añadimos el vasito de vino blanco, una pizca de pimienta negra molida, mezclar bien y tapar con film. Dejamos en el frigorífico.

En una sartén con un chorrito de aceite de oliva, salteamos las hojas de espinaca picadas y se sacan a un cuenco. Precalentamos el horno a 180 grados.

En la misma sartén, salteamos la carne hasta que se evapore todo el jugo y la mezclamos con las espinacas. Añadir también las pasas, previamente hidratadas. Salpimentar y dejamos enfriar.

Sobre la encimera, estirar la masa de hojaldre y sacamos círculos grandes. En el centro, colocamos unas cucharadas de relleno y “tapamos” con otro círculo de pasta. Cerrar los bordes presionando con un tenedor, las vamos colocando sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado y se pintan con la yema y la leche batidas.

Por último, hornear durante cuarenta minutos y servir templadas o frías, acompañadas de una ensalada.

Hojaldres de pera y queso azul

Laura Vichera | 5 de septiembre de 2015 a las 8:13

  • una lámina grande de hojaldre
  • 2 peras tipo Williams o Conferencia
  • 100 grs de queso azul: Roquefort, Bavaria o Cabrales suave
  • unos tallos de apio con sus hojas
  • 8 nueces peladas
  • una cucharada de mantequilla
  • una cucharadita de azúcar moreno
  • una pizca de pimentón
  • pimienta negra molida

Antes de empezar a preparar el relleno, precalentar el horno a 200 grados. Estirar la masa de hojaldre y la extendemos sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado, ligeramente humedecido.

A continuación, pinchamos toda la masa con el tenedor, cubrir con otra lámina de papel y repartimos peso por encima. Hornear durante diez minutos.

Fuera del horno, dejamos templar un poquito y, con ayuda de una rueda dentada la cortamos en dieciséis cuadraditos o rombos que dejamos enfriar completamente.

Luego, pelar las peras, retirar el corazón y las cortamos en daditos de tamaño más o menos similar. Limpiar los tallos de apio, retirar las hebras y los picamos muy menudos.

En una sartén alentamos la mantequilla a fuego suave y cuando funda, rehogamos el apio. Vamos moviendo y, cuando comience a estar transparente incorporamos las peras y saltear brevemente. Volcar en un cuenco y dejamos enfriar.

Sobre cada una de las piezas de hojaldre repartimos unas cucharadas del sofrito de pera y apio, espolvorear una pizca de pimienta recién molida y pimentón y adornar con media nuez. Agregar una pizca de azúcar y horneamos durante diez minutos, lo justo para que el queso funda un poquito. Servir templado y acompañar con una ensalada de lechugas variadas.

Espirales de atún y aceitunas verdes

Laura Vichera | 13 de junio de 2015 a las 8:13

  • 2 láminas de pasta de hojaldre
  • 2 latas de atún medianas: una al natural y la otra con tomate
  • 4 filetes de anchoa en conserva
  • un puñado de aceitunas verdes sin hueso
  • unas hojas de culantro
  • unas semillas de sésamo negro
  • una pizca de harina para trabajar la masa
  • un huevo para pintar
  • pimienta negra molida

Sobre la encimera, ligeramente enharinada, estiramos las dos láminas de masa con ayuda del rodillo, dejándolo con un espesor de unos cinco milímetros aproximadamente.

Luego, reservar la yema aparte y batir ligeramente la clara y pintar con ella el hojaldre. En un cuenco desmenuzamos el atún con tomate, escurrimos la otra lata y la mezclamos también.

A continuación, agregar las anchoas escurridas, muy picadas, las hojas de culantro picadas también y pimienta negra recién molida. Cortar las aceitunas en rodajas finas y se incorporan a la mezcla.

Sobre la masa repartimos el relleno, procurando que quede bien extendido, sin llegar a los bordes para que no se salga. Con cuidado, vamos enrollando la masa y envolver los dos rollos en film transparente. Dejamos en el frigorífico durante un par de horas.

Pasado este tiempo, precalentar el horno a 190 grados. Sacar los rollos de hojaldre y los cortamos en rodajas, todas más o menos del mismo grosor. Se van colocando sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado, bien separadas unas de otras y se aplastan ligeramente con la mano.

Por último, las pintamos con la yema y espolvoreamos con unas semillas de sésamo negro. Hornear durante quince minutos, vigilando para que no se quemen.  Servir templadas y acompañar con una ensalada.

 

Hojaldre de carne y patata

Laura Vichera | 20 de diciembre de 2014 a las 8:13

  • 2 láminas de hojaldre precocinado
  • 250 grs de carne de ternera picada
  • 3 patatas hermosas
  • 3 tomates de pera maduros
  • 2 zanahorias
  • 2 chalotas
  • unas ramitas de culantro fresco
  • una yema de huevo  y unas cucharadas de leche para pintar
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

 

Sobre un molde desmontable engrasado con una pizca de aceite de oliva, extender una de las láminas de hojaldre, presionar sobre las paredes y pinchar el fondo. Dejamos en el frigorífico hasta el momento de rellenarlo.

Luego, pelar las patatas y se cortan en rodajas finas. Las cocemos al vapor. Calentar un chorrito de aceite de oliva en una sartén y rehogar las chalotas muy picadas con las zanahorias en daditos.

A continuación, incorporar los tomates pelados y sin semillas, cortados en dados grandes. Se sofríen a fuego vivo y sin tapar, para que reduzca el jugo y los tomates no se deshagan. Sacamos a un cuenco y dejamos enfriar. Precalentar el horno a 210 grados.

En la misma sartén, saltear la carne, agregar sal y pimienta, apartar  y volcamos en el cuenco con el sofrito de tomate. Añadimos un buen puñado de hojas de culantro picadas y mezclar.

Sobre la base de hojaldre, colocamos la mitad de las patatas, bien ordenadas, salpimentar y repartir por encima el sofrito de carne y tomate y cubrir con el resto de patatas. Cubrir con la otra capa de hojaldre, cerramos bien y hacer un agujero en el centro para que salga el vapor.

Por último, pintar con la yema batida con la leche y hornear durante cuarenta minutos. Una vez hecho, dejamos templar antes de desmoldar y acompañar con una ensalada de lechugas variadas.

Ternera con champiñones en hojaldre

Laura Vichera | 26 de abril de 2014 a las 8:13

  • 2 láminas de hojaldre, de 250 grs cada una
  • un redondo de ternera de 700 grs en un trozo
  • 300 grs de champiñones o de setas Portobello
  • 3 chalotas
  • 2 dientes de ajo
  • unas hojas de salvia fresca
  • unas ramitas de tomillo y romero
  • unas cucharadas de vino blanco
  • unas cucharadas de brandy
  • unas hebras de azafrán
  • sal y pimienta negra molida
  • una yema para pintar
  • una cucharada de mantequilla
  • aceite de oliva

 

Una vez limpios de tierra, enjuagar los champiñones y, bien escurridos,  los cortamos en láminas. Se saltean en una sartén grande con un hilo de aceite hasta que suelten todo el agua. Sacar a un plato.

A continuación, freír la carne en la misma sartén, dándole la vuelta con cuidado de no pincharlo. Reservar.

Luego, desglasar los jugos de la sartén con el brandy y agregar la mantequilla y las chalotas muy picadas. Pochar a fuego suave y unos minutos después, incorporar los champiñones, los ajos y las hierbas, todo muy picado. Mojar con el vino blanco, salpimentar y también las hebras de azafrán. Dejar al fuego hasta que reduzca todo el jugo. Precalentar el horno a 240 grados.

Sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado estiramos una de las láminas de hojaldre y sobre ella repartimos la mitad de los champiñones. Encima colocamos el redondo, salpimentar y cubrir con la otra lámina de pasta.

Para cerrar, humedecer los bordes de la pasta y sellamos bien para que no se abran con el calor. Debe quedar bien cerrado. Pintar la superficie con la yema de huevo. Hornear durante diez minutos y luego continuar la cocción cuarenta minutos más a 210 grados.

Pasado este tiempo, apagar el horno y dejamos dentro la carne diez minutos más. Servir recién hecho y acompañar con una ensalada.

 

 

Tarta de puerro y queso al curry

Laura Vichera | 22 de febrero de 2014 a las 8:13

  • 2 láminas de hojaldre
  • 2 puerros medianos, sólo la parte blanca
  • 1/2 queso Camembert o una cuña de queso Brie
  • 3 yemas de huevo
  • una cucharada de harina de maíz
  • una taza de leche
  • una cucharada de curry en pasta o en polvo
  • unas almendras fileteadas
  • sal y pimienta blanca molida
  • una cucharada de mantequilla
  • aceite de oliva

Una vez limpios los puerros, se cortan en tiras muy finas y los pasamos a una sartén, a fuego muy suave con la cucharada de mantequilla y un chorrito de aceite de oliva, unos quince minutos. Deben quedar muy blanditos.

Luego, forrar un molde redondo desmontable con una de las lámina de hojaldre, presionar sobre las paredes y pinchar el fondo. Dejamos en el frigorífico mientras preparamos el relleno.

En otra sartén, tostamos las almendras sin nada de aceite, con cuidado de que no se quemen. Se sacan a un plato y se reservan. Precalentar el horno a 200 grados.

Cuando veamos que los puerros están en su punto, apartar del fuego y volcar por encima la leche, espolvorear el curry, una pizca de sal y pimienta blanca. Continuar moviendo para que vaya tomando consistencia y, si fuera necesario, agregar algo más de leche para que no quede demasiado espeso y apartar.

Una vez templado, añadir dos de las yemas y mezclar bien. Volcar sobre la base de hojaldre y por encima repartir el queso cortado en rodajitas. Agregar las almendras y tapar con la otra lámina de hojaldre. Cerrar bien y pinchar la superficie. Pintar con la yema de huevo restante y hornear durante cuarenta minutos, hasta que el hojaldre quede bien dorado. Servir templada y acompañar con una ensalada.

Tarta de almendras y arándanos

Laura Vichera | 19 de enero de 2014 a las 8:13

  • una plancha de hojaldre
  • 100 grs de almendras crudas
  • 2 cucharadas de arándanos desecados
  • 2 cucharadas de miel de flores
  • 2 cucharadas de azúcar moreno
  • 2 huevos
  • 300 mls de nata espesa
  • ralladura de piel de limón
  • unas gotas de esencia de almendras
  • una cucharada de azúcar glas

En primer lugar, montar las dos claras a punto de nieve fuerte con el azúcar glas y se dejan en el frigorífico. Escaldar las almendras y cuando tengan la piel arrugada, se sacan, dejamos enfriar, las pelamos y se secan con papel de cocina.

Luego, en el mortero las machacamos ligeramente, para que queden en trocitos, no molidas, se extienden sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado y se tuestan en el horno, precalentado a 190 grados,  unos minutos, lo justo para que tomen color.

A continuación, estirar el hojaldre y forramos un molde desmontable, presionamos sobre las paredes y pinchamos el fondo con un tenedor. Por encima, espolvoreamos el azúcar y añadir las almendras y los arándanos.

En un cuenco mezclamos la miel templada con las dos yemas y la nata.  Agregar la esencia de almendra y la ralladura de piel de limón Trabajar a mano con varillas y volcar sobre el hojaldre. Hornear durante cuarenta minutos aproximadamente.

Cuando el hojaldre ya esté cocido y doradito, sacamos y repartir por encima las claras montadas, haciendo picos. Encender el gratinador a tope y dorar.

SUGERENCIA: Esta tarta queda muy rica también sustituyendo las almendras por avellanas o nueces de pecan, aunque estas últimas son más difíciles de encontrar.