Archivos para el tag ‘queso de cabra’

Tortitas de patata, calabaza y queso

Laura Vichera | 2 de febrero de 2015 a las 8:13

  • 2 patatas medianas
  • un trozo de calabaza de pulpa naranja
  • 2 chalotas
  • un diente de ajo
  • un trocito de queso tierno de cabra
  • 2 huevos
  • un vasito de harina
  • una cucharadita de levadura
  • medio vasito de leche
  • unas semillas de comino
  • unas hojas de culantro fresco
  • una pizca de pimentón
  • unas hebras de azafrán
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

Una vez peladas las patatas, las enjuagamos y se rallan en tiras gruesas con ayuda de una mandolina. Retirar la corteza y las semillas a la calabaza y se prepara del mismo modo. Ponemos la leche a calentar con las hebras de azafrán y antes de que comience a hervir, apartamos y dejamos templar un poquito.

En el mortero, machacamos el diente de ajo con las semillas de comino y las hojas de culantro muy picadas. Rehogar las chalotas muy picadas, en una pizca de aceite de oliva y cuando estén blanditas las pasamos a un cuenco y mezclamos con el majado del mortero.

A continuación, en otro cuenco, batimos los dos huevos y agregamos la harina tamizada. Poco a poco, añadimos la leche, mezclando bien hasta que tengamos una crema lisa, añadimos el pimentón, una pizca de sal y pimienta molida y dejamos reposar.

En el momento de preparar las tortitas, incorporar las verduras a la crema y agregar también el queso rallado o cortado en daditos pequeños. Mezclar bien.

Ponemos un chorrito de aceite de oliva a calentar en la plancha o en una sartén  y vamos agregando cucharadas de masa. Aplastar ligeramente y damos la vuelta con cuidado para que queden bien doradas por ambas caras. Servir recién hechas y acompañar con una ensalada.

Piquillos rellenos de queso y verduras

Laura Vichera | 26 de noviembre de 2014 a las 8:13

  • 16 pimientos del Piquillo enteros en conserva
  • una loncha gruesa de queso tierno, mejor de cabra
  • un calabacín pequeño
  • la parte blanca de un puerro
  • un trocito de calabaza de pulpa naranja
  • una cebolleta
  • un diente de ajo
  • 2 huevos
  • harina para rebozar
  • unas nueces peladas
  • unas cucharadas de nata ligera
  • unas hojas de albahaca fresca
  • unas hebras de azafrán
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

 

En primer lugar, picamos todas las verduras en trocitos pequeños. En una sartén grande, calentamos un chorrito de aceite de oliva y rehogamos primero la cebolleta y el puerro. 

Cuando estén blanditos, incorporar el resto de verduras y el diente de ajo, picado finamente. Agregar las hebras de azafrán, sal, pimienta molida y unas hojas de albahaca picada. Pochar a fuego suave, moviendo de vez en cuando.

Mientras, escurrir los pimientos y añadir también el jugo al sofrito de verduras. Cortar el queso en trocitos y batir los dos huevos en un plato.

Una vez pochadas las verduras, volcar en un cuenco. Cuando estén templadas, incorporamos los daditos de queso, las nueces desmenuzadas y la nata y  mezclar bien.

Un ratito después, vamos rellenando los pimientos con esta farsa, procurando que queden prietos y les damos forma con las manos. Con cuidado de que no se deshagan, los pasamos por harina y luego los bañamos en huevo batido.

Se van friendo por tandas en aceite bien caliente, dándoles la vuelta despacio para que no se rompan. Cuando estén doraditos, se sacan a escurrir sobre papel absorbente y se sirven recién hechos, acompañados de una ensalada.

 

Coca de calabacín, queso y aceitunas

Laura Vichera | 15 de noviembre de 2014 a las 8:13

  • ½ kilo de harina
  • 20 grs de levadura de panadería
  • 2 cucharadas de vino blanco
  • unas hojas de albahaca
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • una pizca de sal

PARA EL RELLENO

  • 2 calabacines blancos
  • 150 grs de queso de cabra en rulo
  • un puñado de aceitunas negras deshuesadas
  • 2 dientes de ajo
  • 2 cucharadas de mostaza a la Antigua
  • un manojo de albahaca fresca
  • sal y unos granos de pimienta negra
  • aceite de oliva

 

En un par de cucharadas de agua templada, desleímos la levadura. Luego, se mezcla en un cuenco con la harina tamizada, amasamos, tapar con film y dejamos fermentar unos quince minutos.

Luego, añadimos el aceite, las hojas de albahaca picadas lo más menudas posible y agregar también el vino. Trabajar hasta que podamos formar una bola. Tapamos con un paño y dejamos reposar en un sitio templado durante veinte minutos para levar.

Cuando la masa esté a punto, engrasamos una bandeja grande con unas gotitas de aceite de oliva y la estiramos, dejándola bien finita. Tapamos con un paño limpio y dejamos a temperatura ambiente. Precalentar el horno a 190 grados.

En un cuenco, desmenuzamos el queso y lo mezclamos con la mostaza y una cucharadita de aceite de oliva. En el mortero machacar los granos de pimienta con los dientes de ajo.

Sobre la base de masa repartimos los calabacines, cortados en lonchas muy finas, a lo largo. Por encima, las aceitunas en rodajas, el majado de ajos y, por último, cubrimos con la mezcla de queso y mostaza y un hilo de aceite de oliva.

Hornear durante media hora y servir templada.

Rôti de pechuga de pollo

Laura Vichera | 6 de noviembre de 2014 a las 8:13

  • 6 filetes de pechuga de pollo de corral
  • 150 grs de chorizo magro, mejor si es ibérico
  • 4 tomates de pera maduros
  • un trozo de calabaza de pulpa naranja
  • 2 dientes de ajo
  • unas ramitas de tomillo
  • queso tierno de cabra rallado
  • caldo de pollo desgrasado
  • una copita de vino blanco seco
  • unas gotas de Tabasco
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

Para empezar, limpiamos los filetes de grasa y los aplanamos con el mazo para dejarlos igualados y más finos. Quitar la piel al chorizo y lo picamos muy menudo. Se saltea brevemente, en una sartén sin nada de aceite y escurrir sobre papel absorbente.

Con ayuda de una mandolina o un cuchillo muy afilado, sacamos unas rebanadas finas de calabaza  que reservamos aparte para rellenar el pollo. Picar el resto en taquitos menudos. Precalentar el horno a 190 grados.

En un chorrito de aceite de oliva, rehogar los dientes de ajo muy picados. Agregar los daditos de calabaza, doramos un poquito y añadir luego los tomates rallados, parte del tomillo, el Tabasco, sal y pimienta. Mezclar, tapar la sartén y dejar al fuego hasta  que la salsa reduzca.

Sobre la encimera, colocamos los filetes de pollo, montados unos sobre otro. Espolvoreamos generosamente con queso rallado y el tomillo desmenuzado. Cubrir con las lonchas de calabaza, repartimos los taquitos de chorizo y coser con hilo de cocina. Freír unos minutos a fuego vivo con muy poco aceite.

A continuación, pasamos a una fuente y mojar con el vino y el caldo. Hornear durante cuarenta minutos, dándole la vuelta a media cocción para que se haga por igual. Servir cortado en rodajas y acompañar con la salsa y un puré de patatas casero.

Empanadillas de queso, tomate y aceitunas

Laura Vichera | 27 de septiembre de 2014 a las 8:13

  • un huevo pequeño
  • 275 grs de harina de repostería
  • 80 mls de vino blanco muy frío
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • una cucharada de orégano
  • una pizca de sal

PARA EL RELLENO

  • una docena de orejones de tomates secos
  • 150 grs de queso de cabra tierno
  • un puñado de aceitunas negras deshuesadas
  • un huevo
  • algo más de orégano y de romero
  • sal y pimienta negra molida
  • unas cucharadas de leche y una yema para pintar
  • aceite de oliva

 

En primer lugar, preparamos la masa. Tamizar la harina en un cuenco, haciendo un hueco en el medio, donde agregamos el huevo ligeramente batido y también el resto de ingredientes. Mezclar con varillas.

Cuando la masa se pueda trabajar, amasamos con las manos, formar una bola y la dejamos reposar unos quince minutos, tapada con un trapo limpio.

Mientras, dejamos los orejones de tomate en un cuenco con agua templada para que se reblandezcan. Precalentar el horno a 180 grados.

En un cuenco, batimos el huevo con una pizca de sal y pimienta negra. Incorporar las aceitunas muy picadas y el queso rallado. Agregar también un pellizco de orégano y algunas espigas de romero muy picadas. Secar los tomates, los cortamos en trocitos pequeños y los añadimos también a la mezcla anterior.

Vamos estirando la masa, dejándola muy fina, con un milímetro de espesor. Vamos cortando discos no muy grandes y en el centro de cada uno de ellos colocamos una cucharada de relleno. Cerrar y presionamos con un tenedor.

Las vamos colocando sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado, pintamos con la cucharada de leche mezclada con la yema y hornear durante quince minutos. Servir enseguida y acompañar con una ensalada.

Rollitos gratinados de pollo y calabacín

Laura Vichera | 11 de septiembre de 2014 a las 8:13

  • 8 filetes de pechuga de pollo de corral
  • 2 calabacines medianos
  • 150 grs de queso de cabra en rulo
  • unas cucharadas de queso Parmesano rallado
  • una chalota
  • una yema
  • unos tallos de cebollino
  • unas gotas de salsa Perrins
  • unos granos de pimienta rosa
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

PARA LA SALSA

  • 300 grs de tomate triturado
  • una cebolleta
  • 2 cucharadas de queso Parmesano
  • una pizca de orégano

 

Una vez limpios de grasa, aplanar los filetes de pechuga con un mazo y se cortan en dos o tres, según el tamaño. Despuntar los calabacines y, sin pelar, los lavamos y se cortan con una mandolina en lonchas finas, a lo largo. Se pasan a un escurridor, espolvoreamos con sal y se reservan.

A continuación, en un cuenco, desmenuzamos el queso de cabra. Añadirle los granos de pimienta rosa machacados, algo de pimienta negra molida, la chalota rallada, el cebollino picado, la salsa Perrins, la yema y unas cucharadas de queso Parmesano. Trabajar todo bien, tapar con film y dejamos en el frigorífico.

Luego, precalentar el horno a 180 grados. Salpimentar los filetes de pollo por ambas caras y los ponemos entre dos lonchas de calabacín. En el centro colocamos una cucharada de crema de queso y enrollar. Cerrar con un palillo.

Se van colocando muy juntos, en una fuente y agregar un hilo de aceite de oliva por encima. Hornear durante veinte minutos.

Mientras, preparar la salsa, rehogar la cebolleta muy picada y le añadimos el tomate, dejamos reducir a fuego medio y añadir el orégano. Cuando reduzca, agregar el Parmesano, mezclar y reservar.

Servir los rollitos recién hechos sobre una base de salsa. Acompañar con arroz blanco.

Canutillos de queso de cabra y pera

Laura Vichera | 19 de julio de 2014 a las 8:13

  • 12 hojas de pasta brick
  • 2 peras hermosas, tipo Williams o Conferencia
  • 200 grs de queso de cabra fresco
  • 60 grs de mantequilla a temperatura ambiente
  • una cucharadita de miel
  • un limón
  • un puñado de nueces peladas
  • 2 cucharadas de miel
  • sal y pimienta negra molida

En una sartén calentamos una pizca de mantequilla. Pelar las peras, retirar el corazón y las cortamos en dados hermosos que rehogamos con una pizca de pimienta negra y ralladura de piel de limón. Mantener a fuego vivo hasta que tomen color y apartar.

A continuación, en un cuenco, trabajamos el queso de cabra con la cucharadita de miel y algo más de pimienta. Machacar con un tenedor hasta que tengamos una pasta.

Luego, incorporar las nueces desmenuzadas y reservar en el frigorífico para que tome consistencia y podamos trabajar mejor con la pasta de queso.

Al baño María o en el microondas templamos el resto de la mantequilla con algo más de ralladura de piel de limón y pintar ligeramente con ella cada una de las hojas de bricks. Precalentar el horno a 200 grados.

En el centro de cada hoja colocamos un montoncito de crema de queso y nueces y repartimos unos dados de pera. Enrollar la pasta, procurando meter los bordes hacia dentro.

A medida que vayamos teniendo los canutillos hechos, se van colocando sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado, procurando dejar el cierre hacia abajo para que no se abran y los pintamos con un resto de mantequilla.

Justo antes de comer, horneamos unos diez minutos, vigilando para que no se quemen. Sacar enseguida a la mesa y servir acompañados de una ensalada de rúcola y tomates cherry.

 

 

 

Sopa de cebolla con queso de cabra

Laura Vichera | 24 de febrero de 2014 a las 8:13

  • 800 grs de cebolla
  • 2 cucharaditas de harina
  • 100 grs de queso de cabra tierno
  • un litro y medio de caldo de carne desgrasado
  • 4 rebanadas de pan del día anterior
  • unos tallos de cebollino fresco
  • una pizca de cúrcuma
  • nuez moscada molida
  • unas hebras de azafrán
  • sal y pimienta recién molida
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • aceite de oliva

 

En un cazo ponemos el caldo con las hebras de azafrán, a calentar, a fuego muy suave y tapado. Mientras, pelar las cebollas y se cortan en aros muy finos.

Aparte, en otra cazuela, fundir la mantequilla con un hilo de aceite de oliva. Cuando funda, incorporar las rodajas de cebolla, mezclar bien, agregar una pizca de pimienta negra recién molida, un pellizco de cúrcuma, nuez moscada y de sal. Tapar y dejamos pochar a fuego muy suave unos veinte minutos.

Pasado este tiempo, cuando estén blanditas y transparentes, pero sin que lleguen a deshacerse, espolvorear las dos cucharadas de harina y movemos para que se tueste bien.

A continuación, vamos incorporando el caldo caliente, rectificar de sal y pimienta, mezclamos, tapar nuevamente la cazuela y dejamos a fuego medio unos treinta y cinco minutos.

Mientras cuece, tostar las rebanadas de pan y se reservan. Precalentar el grill a 200 grados y cuando la sopa esté a punto, volcar en cazuelitas refractarias individuales. Sobre cada una de ellas ponemos una rebanada de pan y adornamos con unos tallos de cebollino picado.

Por último, repartir por encima abundante queso, rallado en fideos gruesos y, justo antes de sacar a la mesa, gratinar hasta que quede bien dorada. Servir enseguida.

 

 

Etiquetas: , ,

Empanada de calabaza y queso de cabra

Laura Vichera | 18 de enero de 2014 a las 8:13

  • 2 láminas de masa quebrada
  • medio kilo de calabaza de pulpa naranja pelada
  • 150 grs de queso de cabra en rulo
  • 3 chalotas
  • unas cucharadas de leche y una yema para pintar
  • unas ramitas de tomillo fresco
  • unas hebras de azafrán
  • unos granos de pimienta negra
  • sal y aceite de oliva

 

En primer lugar, precalentar el horno a 180 grados. Luego, forrar un molde redondo desmontable con una de las láminas de masa, pinchar el fondo y presionar sobre las paredes. Dejamos en el frigorífico mientras preparamos el relleno.

Una vez limpia la calabaza de barbas y semillas,  la cortamos en rodajas gruesas que vamos colocando sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado y añadimos un hilo de aceite de oliva.

Luego, hornear durante treinta minutos hasta que comience a tomar color, sacamos y machacamos ligeramente con un tenedor. Volvemos a poner sobre la bandeja y horneamos diez minutos más para que quede bien seca.

En una sartén con una pizca de aceite, pochamos las cebolletas cortadas en tiras finas, a fuego muy suave. Cuando estén blanditas, incorporar el tomillo desmenuzado, unos granos de pimienta negra machacados, las hebras de azafrán y la calabaza. Mezclar y dejamos que reduzca todo el jugo. Apartar y dejamos enfriar.

Sobre el fondo de masa repartimos el sofrito de forma que quede bien extendido. Por encima colocamos el queso de cabra cortado en lonchas finas y “tapar” con la otra lámina de masa. Pegar los bordes y pintar con la yema y la leche mezcladas. Pinchar para que salga el vapor y hornear durante cuarenta minutos, comprobando que la masa esté bien cuajada. Servir templada y acompañar con una ensalada.

Lasaña de carne picada y alcachofas

Laura Vichera | 15 de enero de 2014 a las 8:13

  • 12 placas de lasaña de espinacas
  • 300 grs de carne picada, mitad cerdo, mitad ternera
  • 8 alcachofas medianas
  • 2 dientes de ajo
  • 3 cebolletas
  • un vaso de vino blanco seco
  • un vasito de caldo de verduras
  • sal y pimienta negra recién molida
  • unos medallones de queso de cabra fresco, para untar
  • queso Parmesano rallado
  • un tazón de bechamel clarita
  • aceite de oliva

Primero, cocer la pasta en abundante agua hirviendo con sal y dejamos las placas de lasaña sobre un paño limpio para que escurran.

A continuación, calentar un chorrito de aceite de oliva en una sartén grande y pochar las cebolletas cortadas en tiras muy finas. Mientras, limpiar las alcachofas, se cortan en gajos muy finos y las dejamos en agua con un chorrito de limón.

Cuando las cebolletas estén blanditas, incorporar los dientes de ajo laminados y, antes de que comiencen a tomar color, agregamos las alcachofas bien escurridas. Subir un poquito el fuego y saltear. Se sacan a un plato.

En la misma sartén, calentamos algo más de aceite si fuera necesario y rehogar la carne picada con una pizca de sal y pimienta, sin dejar de mover para que quede bien suelta.

Luego, incorporar el sofrito de alcachofas, mojar con el vino y dejamos que reduzca el alcohol. Volcar en un cuenco y dejamos templar. Precalentamos el horno a 200 grados.

Para montar la lasaña, engrasar ligeramente una fuente grande y colocar una primera tanda de cuatro placas de pasta. Repartir unas cucharadas de relleno, algo de queso de cabra desmenuzado y una cucharada de bechamel.

Repetimos con pasta, cubrimos con más relleno y volvemos a hacer lo mismo hasta terminar con una última capa de pasta. Napamos con la bechamel restante, espolvoreamos el queso Parmesano y gratinamos.