El Sofalícola » Se llama copla

Archivos para el tag ‘Se llama copla’

Pantojitos: no se llama copla, se llama caspa

Francisco Andrés Gallardo | 27 de mayo de 2014 a las 0:45

 

La meta de los niños místicos españoles a mediados de los 90 era hacer play back en Menudas estrellas. La caracterización no era imprescindible, los mocosos, siempre tan monos, sólo tenían que contonearse un poco mientras iban disfrazaditos de adultos, moviendo las mandíbulas en un arcano recuerdo de la gesticulación del imitado. El siguiente paso era que los niños cantaran (vídeo de arriba), pero quedaban bien lejos de las actuaciones de los mayores en la Lluvia de estrellas, donde la mayoría de las imitaciones solían dar grima. La primera generación de la Logse apareció en la tele esforzándose todavía en hacer de Travolta y de Gloria Estefan. Los más avezados en cantar llegaron incluso a grabar un disco como los casos de Malú o Tamara. Ante el actual furor del talento infantil Antena 3 va a rescatar el formato como Tu carita me suena, adaptación de los sorprendentes números de los adultos, donde ha habido calidad por parte de algunos de los concursantes famosos.

Los niños del siglo XXI van a volver a sorprendernos, como ya hicieron en La Voz Kids y en Masterchef Junior. Los mocosos de ahora elaboran un suquet que hace llorar a cocineros con estrella Michelin y cantan en inglés con pronunciación de Wisconsin. Un buen aprovechamiento de las nuevas tecnologías abre aún más la mente. Los niños de ahora pueden superar con más facilidad las barreras de idioma y alimentar el cosmopolitismo sin levantarse de la silla. Una ventaja si se cuida y se sabe orientar. No es casualidad que los niños que ahora salen por la tele deslumbren. Esta generación sí que es la más preparada de la historia: al menos tiene muchas más posibildades.

 

De ahí que sea un desperdicio y una limitación la fábrica de Pantojitas que prepara Canal Sur con Se llama copla Junior, y que también presentará Eva González, la de Masterchef. Los niños andaluces pueden cantar de todo, ya lo han demostrado en Menuda noche. Si hay que aguantarlos, que no sea gorgoreando como los cansinos de los sábados. Qué apagón de ideas.

Cine sonoro y televisión muda

Francisco Andrés Gallardo | 7 de noviembre de 2010 a las 12:04

Imprescindibles Concha Piquer

El nombre del programa es Imprescincibles, pero parece que no hay nada tan prescindible en la mayoría de los mandos que el botón número 2, normalmente el que se dedica a la ya invisible Segunda Cadena de TVE de toda la vida. Si entre las impaciencias y los hastíos dan la oportunidad de que se abra durante unos minutos lo que estén contando en La 2 pueden llevarse normalmente una sorpresa. Es cierto. La mayoría podemos utilizar el cacharro plano para buscar entretenimiento, hipnosis y reposo nocturno para las meninges, pero la cadena que destapó la franja del UHF surte de regalos cada día en su programación. Hay que pescarlos al momento. Duran bastante menos que Sálvame, pero siempre quedará la oportunidad de verlos en la web de RTVE (pinchad arriba).

Una de estas recomendaciones es el último Imprescindibles, dedicado a la figura de Concha Piquer y que incluye imágenes de su pionera filmación sonora de 1923, todo un hallazgo para la historia cinematográfica. Este documental biográfico relata una apasionante vida ya contada de forma sensacionalista en otros programas. Concha Piquer sería indigna de un Hormigas blancas, pero caerá un año de estos. La artista valenciana, mujer precursora, tan valiente como exigente, es emblema de la interpretación y de la copla en particular. Con las reflexiones de especialistas o de figuras como Aute, Martirio o Miguel Poveda, este Imprescindibles se hizo más grande y subrayó el papel en la historia del espectáculo español que tuvo, y aún tiene, doña Concha, icono popular de la inquietud cosmopolita con ese hiperbólico baúl. Sólo en Canal Sur tendría también cabida en prime time un programa que ensalce la copla. La Nuestra más bien viene fatigar el género, lo manosea por reiteración rutinaria, colocándolo en homenajes sin chispa y en especiales vulgares. La copla necesita ya un paso adelante además del concurso de los sábados.