La banca gana

Tacho Rufino | 1 de julio de 2009 a las 10:08

Como el agua busca su salida, a veces por donde no conviene, el dinero también se orienta. Por ejemplo, existe una relación apreciable -aunque no pueda medirse con precisión- entre el desplome de la actividad económica visible y legal y el alza de la sumergida y alegal, tanto en actividad como en empleo. ¿Si hubiera realmente más de cuatro millones de parados, más otros millones de personas que dependen de ellos, habría paz social? En la práctica, el problema con esa filtración de lo visible a lo invisible es que las actividades sumergidas no cotizan ni pagan impuestos, y no contribuyen a pagar subsidios de desempleo (que en no pocos casos se añaden a los dineros que se obtienen por los chapús que se realizan bajo la superficie).

También hemos sabido esta semana de otra relación digna de reflexión: la bolsa ha subido en los últimos cuatro meses prácticamente el doble de lo que han supuesto los planes de rescate del sector bancario por parte de los gobiernos del primer mundo, que es el más duramente castigado por la crisis (al menos en términos numéricos). ¿Adivinan cuáles son las empresas que cotizan en bolsa que han notado mayores subidas en las bolsas…? ¡La banca, hombre, claro! La bolsa se ha empeñado en mostrarse vestida de casino en el que ganan los mejor informados y los cazadores de plusvalía sin contrapartida de riqueza real. Por eso su condición teórica de termómetro de la economía real y de indicador del valor de las empresas está más que en entredicho. Pero su lógica es a veces aplastante: ¿flotador público para la banca? Pues mayor valor de la banca en el mercado continuo. De todas formas, hasta que se recuperen las pérdidas que comenzaron hace ahora dos años, queda mucho. Mientras, la paradoja de una banca que saca pecho en bolsa resulta dolorosa para muchos que han perdido mucho… pero que no levantan cabeza porque siguen sin recibir crédito, y no cotizan en bolsa ni en casi ningún sitio. ¡Ay, los mercados imperfectos!

Al hilo de este asunto, me permito colgar la siguiente viñeta, de Borja Montoro, publicada en La Razón:

  • Pis Trein

    La banca debe ganar. Si no gana ella, no gana nadie. Rasgarse las vestiduras por que gane el dueño de la pelota no es sensato.


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber