¿Quién da la vez? » Andalucía

Archivos para el tag ‘Andalucía’

Ruiz-Mateos: el espíritu de la colmena

Tacho Rufino | 15 de septiembre de 2008 a las 12:13

Aquí va un artículo publicado el sábado en Economía de los nueve periódicos de Grupo Joly. Alguien me ha dicho que escribir sobre Ruiz-Mateos es políticamente incorrecto. Desde luego, lo que sí es política y socialmente correcto es mantener e ir incrementado los miles de puestos de trabajo que un ave fénix -por lo delas cenizas…- de la empresa española ostenta.

“El poliedro”, J.I. Rufino Rus

El espíritu de la colmena

HACE ahora algo más de treinta años, un día de verano, mi tío Salvador, de camino a Rota, paró en Jerez. En aquellos tiempos, los niños éramos mucho más tropa que ahora -en el número y en el respeto jerárquico-, y ni mis primos ni yo protestamos demasiado porque mi tío parara en el Hotel Jerez con la intención de quedarse un buen rato. Por lo menos, nos iba a dejar sueltos en un sitio fascinante. La playa podía esperar; sobre todo si estábamos a nuestro aire en un gran hotel nuevecito como aquel, lleno de modernidades y lujos desconocidos, empezando por el hilo musical y las fuentes interiores.

También había allí un acto empresarial, una charla a la que acudían empresarios y profesionales, la mayoría creo recordar que con auténtico fervor, a tenor de sus expresiones. Tras enredar un poco por el hotel, me asomé tras la cortina al salón donde tenía lugar aquel encuentro, que después supe que era algo de lo más insólito, más en Andalucía: el mundo del management, el perfeccionamiento directivo, los foros y el marketing eran algo muy minoritario, por decir que eran algo. El ponente, un entusiasta y pletórico “gurú” empresarial español de los primeros setenta (o sea, algo también sumamente improbable), era José María Ruiz-Mateos, empresario roteño de Jerez (lo cual no es decir poco, valga como imagen de la condición de aquéllos que nadan a contracorriente, frente al señorío de siempre o frente a la banca de siempre o contra cualquier otro tótem inamovible e impermeable).

He sabido también posteriormente que aquél no era un encuentro de un grupo habitual, una tertulia de conocidos o afectos, ni de hermanos de fe política o religiosa: allí había todo tipo de empresarios y directivos, porque en aquel entonces, Ruiz-Mateos era la punta de lanza, el paradigma del emprendedor, alguien que practicaba el riesgo calculado, la diversificación, la integración horizontal y vertical y, por ello, las economía de escala; la gestión financiera, los incentivos y la motivación en recursos humanos… todas esas cosas que llenan los programas máster y los anuncios de cursos en los periódicos en estos días. Pero entonces no eran comunes. O sea, hablamos de un adelantado, de un pionero. Era muy admirado, diría que por todos. ¿Recuerdan?

Después, varios años más tarde, pasó lo que sabemos o creemos que sabemos que pasó: Rumasa expropiada, legiones al paro, pleitos, malas reventas de todo color, huidas, persecuciones, tardíos reconocimientos judiciales. Todos tenemos una opinión, y hay mil cosas escritas. Por eso no es el momento, al menos aquí, de hablar más sobre este periodo, larguísimo periodo en el que la figura de este empresario ha sido algo parecido a un tabú; algo innombrable, molesto, inquietante. Tótem y tabú. El repudio repentino y la mala conciencia acallada. Pero la nueva abeja de Ruiz-Mateos -él, los que llevan su nombre como un equipo sin fisuras aparentes desde hace años, sus miles de empleados- constituye hoy una renovada colmena corporativa. A la ortodoxia -al “establishment”- no le gustan sus métodos; por ejemplo, su forma de captar financiación de los particulares. Como decía George Brassens, “no, a la gente no gusta que uno siga su propia fe”. Pero en tiempos de zozobra, debemos quitarnos de encima complejos y prejuicios y ver como algo digno de admiración que Nueva Rumasa -de origen andaluz, ¿cuántas parecidas hay?- sea un poliedro de actividades y empresas que, por citar su último empeño, incluye luchar por el liderazgo en el sector lechero. Una abeja por la vía láctea.

Pintan bastos

Tacho Rufino | 11 de enero de 2008 a las 11:08

Entre el miércoles y el jueves, tres “think tank” han advertido de un porvenir económico nada halagüeño, que nos afecta global, nacional y regionalmente:

– El Foro Mundial de Davos dice que la economía estadounidenense podría entrar en recesión en los próximos doce meses, y que su hegemonía económica planetaria se va a traspasar paulatinamente a países (asiáticos) emergentes. Creo que esto no es en absoluto bueno para los países occidentales, como el nuestro. Cuando las barbas de tu vecino veas cortar…

Financial Times  publica que debido al nivel de endeudamiento de España -cuyo crecimiento, afirma, se ha basado en el crédito- nuestro país va a sufrir más que el resto las turbulencias financieras.

Citigroup, megagrupo financiero, afirma que los países del arco mediterráneo serán los más afectados por la “crisis” bancaria, y dentro de España, las regiones de Murcia… y Andalucía, que depende en mayor grado de las cajas de ahorro, que están peor posicionadas que la banca pura en este escenario.

Cuando los diagnósticos coinciden, llega la hora de abandonar la autocomplacencia -“mejor periodo económico de la historia de la democracia”, “crecemos más que el resto de países desarrollados”, “no hay crisis económica y la Ley de Dependencia nos va a echar un capote creando cientos de miles de empleos” (más o menos sic)- y prepararse para las vacas flacas.