Archivos para el tag ‘Desempleo español’

¿Son Pepe y Carmen más trabajadores que Otto y Hannelore?

Tacho Rufino | 13 de abril de 2011 a las 8:17

Si usted no cree en las estadísticas, o sólo cree en las que usted puede manipular, el recién publicado estudio de la OCDE (para beber en la fuente, pinchar aquí) sobre qué país es más trabajador –dentro de este club de los 30 países más ricos– no significará nada. Pero si sí les da crédito, a primera vista, las conclusiones del estudio parecen avalar la idea de que no hay que trabajar más horas, sino trabajarlas mejor, o sea, más productivamente. Así, los españoles seríamos bastante más trabajadores que los alemanes o los holandeses, y por lo mismo, dedicaríamos menos tiempo al ocio y a nuestro cuidado personal (no dicen si también los del Sur del Sur –los andaluces– son también, en contra del tópico, más currantes que nórdicos sureños como asturianos, catalanes, vascos o gallegos). Pero puntualicemos, y no desenfundemos el titular precipitadamente a la hora del café.

Cuando la OCDE  habla de trabajo, habla no sólo de horario laboral, sino también de horario de estudio y tareas domésticas, para toda la población entre 15 y 64 años (es decir, la gente en edad de trabajar… trabajen o no), y además durante todos los días de la semana. O sea, que no podemos sacar conclusiones acerca de cuántas horas trabajamos de media cada persona en horario laboral estricto. Cifra que, en relación con el rendimiento total obtenido por el trabajador medio (por ejemplo, el PIB per cápita) arrojaría el grial de todos los ratios laborales: la productividad. Con esto cabría concluir que en España no se necesita trabajar más, sino trabajar mejor, objetivo en el que las formas y estilos de organización, la calidad y uso de la tecnología, el peso de lo público, el coste relativo de la energía, la cercanía a los orígenes de suministros y los destinos de distribución, además de otros factores, tienen mucho que ver. Pero, aunque lo intuyamos, no cabe concluir eso de este estudio de la OCDE. Además, hay un factor clave –el paro, en el que somos campeones de la OCDE– para calcular la productividad, pudiendo darse la paradoja de que el haber mandado a cientos de miles de personas al paro en nuestro país en los últimos años ha hecho aumentar nuestra producción por hora trabajada o por unidad producida (es decir, de la productividad). Si el numerador es el producto obtenido y el denominador el número de horas trabajadas, al haber menos trabajadores, sube el cociente. Porque resulta que el numerador no desciende proporcionalmente, en la misma medida que el denominador. ¿Por qué? Básicamente, porque lo que antes se hacía entre 4, ahora se hace entre 3. O sea, que quizá los españoles trabajan más o menos lo mismo que los demás de referencia… pero los españoles ahora trabajan más que los españoles hace tres años. Cada español trabaja más.

O sea que no, que no podemos decir que Pepe y Carmen echen más horas que Otto y Hannelore.

PD: Fíjense en el titular del Wall Street Journal sobre este estudio: “Para compartir las tareas domésticas, no miren a Italia ni a Portugal”. Otra visión del aunto. España, en eso y como usted se esperaba, se parece bastante más a Portugal (de las campeonas de horas trabajadas… en apariencia) que a Dinamarca (de las que, según la OCDE y su método, menos horas trabajan). Las estadísticas no hay que creerlas, hay que interpretarlas. Y no pocas de ellas, desecharlas.